PUBLICIDAD

Final de Muñoz vale por dos, lunes 26 de enero de 2009

Bueno llego el final de Muñoz vale por Dos una historia que nos mantuvo por unos meses pendientes del televisor.

Caracol nos envia tres finales y uno de estos sera el que veremos este lunes 26 de enero

¡Y nada que Román Muñoz se decide! por un lado Noelia y Amanda, “las mujeres de su vida” se mueren, por estar a su lado y por otro, Susana, la gerente del hotel de Cali, ha llegado para acabar de desordenar los pensamientos del escolta. Sin embargo, como dicen por ahí “no hay plazo que no se venza ni fecha que no se cumpla”, por eso le llegó la hora a Román y en pocas horas se conocerá el gran desenlace de su historia.

¿Cuál de estos finales será el verdadero?

Póngase a prueba:

FINAL 1

Muñoz, que ya tiene antecedentes cardiacos, no puede encontrar redención, ni felicidad, ni tranquilidad en un mundo intolerante y retrógrado que no acepta la bigamia como opción de vida. El escolta ama por igual a Noelia y a Amanda y es incapaz de elegir porque eso significaría el sufrimiento de alguna y de sí mismo, porque siempre ha tenido claro que quiere seguir con las dos. La angustia se convierte en una carga muy pesada para él y al final un infarto lo hará reflexionar.

FINAL 2

Finalmente Amanda y Noelia entienden que Muñoz es un mentiroso compulsivo que nunca va a cambiar y, sobre todo, que no las merece a ninguna de las dos. Entonces se portan como mujeres maduras, ellas toman la decisión que a él tanto le ha costado y lo despachan sin compasión… en compañía de Castellanos, quien también es abandonado por Victoria y Carolina. Total que Muñoz termina solo mientras sus ex esposas se vuelven amiguísimas y hasta socias en el taller de costura de Amanda.

FINAL 3

Amanda y Noelia, conscientes de que no pueden vivir sin este hombre que ha sido todo para ellas, incapaces de renunciar al mejor esposo y padre que se pueda encontrar en el mundo, toman la decisión de compartirlo por el resto de sus vidas. Las dos familias terminan viviendo bajo el mismo techo después de comprar una casa con dos alcobas matrimoniales… y todos felices.